La Secretaría de Salud del Municipio de Trenque Lauquen ofrece una serie de recomendaciones para evitar accidentes y/o enfermedades que puedan afectar el bienestar de los vecinos durante las fiestas:

 

Pirotecnia:

Es significativo saber que el uso de artefactos de pirotecnia siempre representa un riesgo para la salud, por lo que se desaconseja su utilización en las fiestas.

Su manipulación incorrecta puede ocasionar daños graves como quemaduras, problemas auditivos y lesiones oculares irreversibles, que pueden discapacitar a la persona de por vida. Las manos, los ojos, la cabeza y el rostro son las zonas del cuerpo que suelen resultar más afectadas por accidentes de pirotecnia.

En ningún caso debe ser manejada por niños: el mayor porcentaje de heridos graves por esta causa se registra generalmente en los chicos de  5 a 14 años de edad. Por lo tanto, los adultos deben tomar todos los recaudos para que éstos no estén expuestos a un accidente a causa de elementos pirotécnicos.

 

En caso de ocurrir un incidente con pirotecnia:

Si cae fuego sobre la ropa, se lo debe sofocar envolviendo al afectado con una manta o haciéndolo rodar sobre el suelo. La víctima no debe caminar ni menos aún correr.

Lavar la zona lesionada con agua fría pues calma el dolor y frena la acción calórica.

No colocar nunca cremas, pomadas o ungüentos caseros.

Cubrir la zona afectada con paños limpios, toallas o sábanas.

En caso de incidentes con compromiso ocular, no deben tocarse los ojos.

En todos los casos, debe concurrir inmediatamente al centro de salud más cercano.

 

Consumo responsable de alcohol:

Para cuidar la salud y proteger la vida durante y luego de una reunión:

Para quienes estén designados como conductores, la consigna es lisa y llanamente “alcohol cero”.

Si una persona toma alcohol, es recomendable pedirle que no maneje.

Si alguien bebe de más, se debe acompañar a la persona, llevarla a un lugar tranquilo y ventilado; recostarla de costado para que no se ahogue en caso de tener vómitos; aflojarle la ropa, abrigarlo, ofrecerle agua y no permitirle manejar ni irse solo.

 

Manejo seguro de alimentos

Es importante también tomar medidas en cuanto al correcto manejo, traslado y conservación de alimentos con el fin de evitar la proliferación de bacterias que pueden causar enfermedades, tales como diarreas, síndrome urémico hemolítico y salmonelosis.

 

Durante las compras

Al elegir el establecimiento tenga en cuenta el orden y limpieza de las instalaciones.

Si compra carne picada, prefiera la que fue procesada en el momento y consúmala de inmediato. Este producto se alterará más rápidamente que una pieza de carne entera.

Controle las fechas de vencimiento de todos los productos. No compre alimentos sin fecha, marca o números de registro, ni aquellos cuyo envase se encuentre en malas condiciones.

No compre alimentos preparados que se exhiban a temperatura ambiente.

No compre huevos que tengan su cáscara rota.

Los productos como las carnes, aves y pescados deben guardarse en bolsas, separados de otros alimentos, para evitar que los jugos de los mismos puedan contaminarlos.

 

Al manipular alimentos

Lavarse las manos con agua y jabón antes y después de cocinar.

No mezcle alimentos crudos y cocidos. Guarde en heladera y tapados aquellos alimentos que no van a ser sometidos al calor antes de ser ingeridos. De esta forma, prevendrá posibles contaminaciones con otros productos.

Lave las verduras y las frutas antes de ubicarlas en la heladera o prepararlas.

Al abrir una lata de conserva, transfiera todo el contenido a un envase de vidrio o de plástico. Nunca conserve el excedente en la lata.

Conserve los huevos en la heladera y en su envase original, separados de otros alimentos listos para ser consumidos.

Evite la contaminación cruzada, utilizando distintos utensilios para manipular los alimentos crudos y los cocidos.

No vuelva a congelar un alimento que ya fue descongelado, pues ello favorece la contaminación con microorganismos. Descongele el producto en la heladera y no a temperatura ambiente.

Si no posee agua de red controlada, hiérvala antes de usarla.

 

Al cocinar los alimentos

Cocinar las carnes y comidas que llevan carne picada o trozada hasta que no queden partes rojas o rosadas en su interior.

Cocinar los huevos hasta que la clara y la yema estén firmes. Evitar recetas que lleven huevos crudos.

 

Al momento de comer

Cuando sirva la mesa durante estas fiestas mantenga la temperatura de los alimentos, sin son calientes, calientes y fríos, los fríos.

No dejar alimentos cocidos y/o perecederos a temperatura ambiente durante más de 2 horas. Mantenerlos refrigerados hasta el momento de servirlos

Si se trasladan alimentos de un domicilio a otro, asegurarse de que no permanezcan más de 2 horas a temperatura ambiente y que estén tapados.

Las sobras no deben guardarse en el refrigerador durante más de tres días y no deben recalentarse más de una vez.

 

Alimentación saludable

Para evitar los excesos durante las fiestas, se recomienda:

Realizar todas las comidas del día, no llegar con hambre a la cena.

Elegir una ensalada como primer plato.

Quitar toda la grasa visible de las carnes o la piel del pollo al cocinar.

Evitar frituras y salsas a base de crema.

Servir porciones pequeñas de cada una de las preparaciones.

Ingerir porciones moderadas, limitar el consumo de bebidas azucaradas y alcohólicas.

Incorporar opciones que tengan frutas y verduras de estación (como duraznos, sandías, cerezas, frutillas, tomate, zanahoria y berenjenas).

Reemplazar el uso de la sal por otros condimentos (como tomillo, perejil o ajo).

Reemplazar o complementar las mesas de dulces por alternativas con opciones con menos calorías, como ensaladas o pinchos de frutas para el postre.